8/11/18

Norcoreano denuncia en Holanda esclavitud en astillero polaco que trabaja con gobierno de Pyonyang

VOA

Un trabajador norcoreano que afirma que es víctima de la esclavitud moderna en un astillero polaco ha presentado una denuncia penal contra un constructor naval holandés que compró productos de la firma polaca, dijo el jueves un grupo activista.


La Red de Acción Legal Global dijo en una declaración que el hombre "soportó jornadas laborales de 12 horas en condiciones inseguras y que el estado de Corea del Norte tomó gran parte de su salario".

La red no dio a conocer el nombre del demandante "para proteger su seguridad".

La abogada holandesa Barbara van Straaten, quien presentó el caso el lunes en nombre del trabajador, tampoco revela el nombre del constructor naval holandés para no poner en peligro una investigación criminal solicitada. Bajo la ley holandesa, las compañías pueden enfrentar un proceso judicial si se benefician de la explotación laboral, incluso si esto sucediera en otro país.

La Red de Acción Legal Global dijo que el norcoreano trabajaba en un astillero en Gdynia, Polonia, propiedad de una compañía privada, Crist. El portavoz de la compañía, Tomasz Wrzask, dijo que el astillero trabajó anteriormente con una firma polaca llamada ARMEX que una vez empleó a los norcoreanos, pero terminó la colaboración en el verano de 2016.

ARMEX “tenía todos los permisos necesarios para operar en la Unión Europea y en Polonia, y estaba bajo la supervisión de la Inspección Nacional del Trabajo de Polonia. No teníamos motivos para sospechar ", dijo Wrzask.

Wrzask dijo que era una "indignación" que el nombre de Crist se hiciera público mientras que el constructor de barcos holandés no fue identificado.

"Las acusaciones se hicieron sin avisarnos cuándo se estaba llevando a cabo el trabajo, cuál era el proyecto y cuál era el nombre de la compañía holandesa", dijo. "Sin eso, no podemos verificar en esta etapa si está conectado con nosotros".

El director de Global Legal Action Network, Gearoid O Cuinn, dijo que el caso "enviará un mensaje sólido a las empresas multinacionales que se beneficiarán del trabajo forzoso y conllevarán un grave riesgo legal".

Un índice global de esclavitud publicado en julio estimó que 40.3 millones de personas en todo el mundo fueron sometidas a la esclavitud moderna en 2016. El índice de la Fundación Walk Free informó que donde una de cada 10 personas vivía en esas condiciones en Corea del Norte, la concentración más alta del mundo.

El gobierno de Corea del Norte también envía a decenas de miles de trabajadores al extranjero bajo acuerdos que generan ingresos estimados entre $ 200 y $ 500 millones al año.

No hay comentarios: